Las claves para mejorar la experiencia de tus clientes

Lo que vendes o si eres el mejor en tu profesión ya no importa. Es algo que hace tiempo que vaticina el Marketing experiencial.

Y es que como consumidores queremos más, queremos un servicio o producto que nos teletransporte, nos invite a SENTIR en mayúsculas. Esta experiencia marca sin lugar a duda si el cliente va a acordarse de ti o caerás en más absoluto olvido.

Por este motivo además de ofrecer un producto o servicio que resuelva una necesidad debemos tener claras unas claves que permitan hacer que el cliente tenga una experiencia 10 y ser exigentes con nuestra forma de trabajar para buscar siempre la forma de mejorar esta sensación.

Voy a ponerte un ejemplo: Soy una apasionada del café, y en mi ciudad abrieron recientemente una cafetería nueva, así que como buena adicta me decidí a ir a probar.

Pedí un café con leche a las 9 de la mañana, y me trajeron una bandeja de maderita con mi café con leche, un chupito de zumo de naranja y un botecito con flores frescas. Además, la camarera me dio la bienvenida a lo que consideraba “su casa”.

Automáticamente me invadió una sensación de hogar cuando ví todo ese despliegue. Lo siguiente que pensé es ¿Cuánto me va a costar esto?

Para mi sorpresa el precio no era distinto al de una cafetería cualquiera, pero, aunque lo hubiera sido lo hubiera pagado encantada. Así que han ganado una clienta para muchos años. ¿Lo entiendes?

Ellos apostaron por el marketing experiencial, hicieron que ese café fuera un momento de paz y tranquilidad para mi antes de empezar mi jornada laboral.

Hoy te voy a contar algunas claves que te ayudaran a reflexionar y crear sistemas para mejorar la experiencia de tu cliente. ¿Empezamos?

1.- La llamada: La primera impresión es la que cuenta, así que asegúrate de cuando un posible cliente llegue a tu puerta le transmites exactamente la sensación que va a experimentar si trabaja contigo.

Ejemplo: Imagina que eres coach, y que te solicito precio para tu servicio de consultoría on line, porque no creas un bonito dosier para explicar tus servicios, puedes incluir algunos consejos saludables gratuitos.

Al final el posible cliente pensara: si es capaz de dar esto sólo porque me he interesado por sus servicios, ¿qué serás capaz de ofrecerle cuando te pague por ello?

2.- OnBoarding Process: o lo que es lo mismo, la bienvenida de un nuevo cliente.

Un básico es ser agradecida con aquella persona que acaba de confiar en ti. Crea un proceso que te sea cómodo para ti y el nuevo cliente y cuéntale que va a pasar a partir de aquí.

Ejemplo: Imagina que vendes productos a través de tu web, quizá por realizar el primer pedido el cliente puede recibir la confirmación y tu agradecimiento en persona. O una tarjeta escrita a mano adjunta con el pedido, para que cuando lo reciba sienta que has pensado en ella.

3- El durante también es importante: En ocasiones el día a día hace que nos limitemos a cumplir nuestro trabajo, pero no de profundizar en la experiencia de ese cliente. dedícate tiempo a escuchar sus preocupaciones.

Ejemplo: Si ofreces formación on line, quizá una buena idea sea mandar un correo un mes después de la venta para conocer si tiene dudas respecto al curso que ha comprado, y responderlas lo más rápido posible para que el cliente sepa que no es un número más.

4.-El broche final: Una de las partes más importantes para mi es el cierre del cliente.

Cuando finalizamos el servicio o le entregamos el producto, NECESITAMOS saber si le ha gustado, si ha respondido a sus expectativas y como se ha sentido.

¿Por qué? Porque es la herramienta clave para mejorar y diferenciarte de la competencia. Es una información única y muy valiosa.

Ejemplo: Si ofreces servicios, cuando vuestra colaboración acabe agradécele de nuevo su confianza, y pregúntale sin tapujos. Serán dos minutos para ellos y a ti te puede catapultar directa al éxito.

Usa los formularios de Google para conseguir esa información que necesitas y recuerda adjuntar en ese mismo correo links para que pueda recomendarte en redes sociales.

5.-Remember me: No todos los negocios permiten fidelizar clientes, pero es importante recordarles tu presencia para que cuando vuelvan a tener el mismo problema o lo tenga un amigo suyo directamente aparezcas en su mente.

Crea automatizaciones para felicitar fechas especiales como cumpleaños o navidades para recordarles tu presencia.

¿Has aplicado alguna de estas claves en tu negocio? Me encantará conocer tu experiencia, déjanos un comentario para saber más.

Dàlia Solé, Wedding Planner y mentora empresarial.

Web: www.daliasole.com

About the author: coffeewoman

Leave a Reply

Your email address will not be published.