Una relación de amor con nosotras mismas

No es desconocido este tema acerca del  amor propio, alguna vez se ha mencionado en televisión o leído en alguna frase, o tal vez  lo escuchamos en nuestro entorno y aunque parece que tenemos claro de que se trata con el paso de los años lo olvidamos.

Pero ¿cuál es la forma en que nos olvidamos de nuestro amor propio? cuando por decisión colocamos en manos ajenas la responsabilidad de hacernos felices, esperamos que esa otra persona llene un poco nuestras expectativas y cuando lo hace, idealizamos encontrar en el o en ella ese gran amor que necesitábamos.  Desafortunamente cuando el  telón de esa bonita ilusión se nos cae vemos al otro como  realmente es e irónicamente nos damos cuenta que  tambien tiene esas  mismas ganas de colocar en nosotros el peso de su propia felicidad o de su salvación.

Entonces, sufrimos cuando las relaciones acaban nos volvemos muy vulnerables para los demás al regalar nuestra energía, buscando aprobación externa que nos lleva a permanecer en ese lugar vacío que nos hace sentir inseguras y nos hace cuestionar cada dia de nuestro propio valor.

Creo que muchas de nosotras, en algún momento pasamos por relaciones en las que hemos dejado en último lugar nuestra propia autoestima y confianza porque nos gobierna el miedo de perder a alguien. Volviéndonos tan dependientes a lo que creemos es amor, estoy segura que es una de las situaciones más difíciles de superar pero siempre están de la mano dos opciones:

1.- Enfocarnos en el daño que nos han causado y quedarnos en el mismo dolor y la segunda es darnos cuenta que esa persona tan solo representaba nuestro propio espejo  y reflejaba nuestras carencias, y la relación descuidada que tenemos con nosotras mismas.

2.- Atraemos lo que somos desde nuestra vibración y de la clase de amor que nos tenemos por eso es tan importante cuidarnos desde adentro, reconocernos imperfectas pero con capacidades de crecer y construir una versión mejorada de nuestra vida.

¿En qué consiste construir una relación de amor con nosotras mismas?

Consiste en reafirmar positivamente nuestro autoconcepto y autoestima, preguntarnos seriamente ¿Quiénes somos?¿Cuáles son nuestros sueños? Y si las decisiones que hemos tomado nos llevan a la autorrealización que queremos. Dedicarnos un espacio para nosotras en armonía y soledad para contestarnos con toda la honestidad y replantear la dirección en que vamos.

Prestar mucha atención a las emociones aceptarlas sin evadirlas, reflexionar sobre su causa y aprender de que podemos manejarlas sin castigarnos ni castigar a los que nos rodean.

Construir una relación de amor con nosotras mismas, no es fácil requiere tiempo y trabajo continuo para dejar de hablarnos en negativo y dejar atrás muchas ideas irracionales creadas por el miedo. Pero a medida que avanzamos, crece nuestra confianza para luchar por lo queremos y que a pesar de nuestra imperfección conocernos y amarnos se convierte en una experiencia gratificante.

¿Cómo empezar a amarnos?

Hay muchas maneras de enumerar la información  para empezar el amor hacia nosotros mismos y algo muy cierto es que cuando decidimos avanzar no retrocedemos fácilmente. Porque amarnos significa construir una relación que dura toda la vida. Estos 5 pasos te enseñaran como hacerlo:

1.- Perdonarte a ti misma para poder sanar

Hay heridas internas provocadas por errores del pasado, y cada vez que la recordamos bajo el sentimiento de la culpa, nos lleva a estancarnos en ese sitio donde ya nada podemos hacer.

Perdonar cada uno de nuestros errores, significa reconocer que nuestra acción no fue la más acertada y honestamente asumimos la responsabilidad que conlleva como una lección para prometernos a nosotras mismas, que en una misma situación nuestro accionar no volverá a ser igual  porque esta experiencia es aceptada para mejorar como personas.

Quedarnos anclados en la culpa de que todo hubiera sido diferente, no cambiara  la realidad pero lo que aprendemos de ello nos quedara para siempre.

2.- Ir despacio

Entender, que cada proceso lleva su tiempo y que no podemos comparar nuestro aprendizaje con el de los demás, no podemos autoexigirnos que de la noche a la mañana llegaremos a nuestra mejor versión, hay que reconocer que debemos esforzarnos para no caer en patrones perjudiciales pero tambien aprender a disfrutar el camino del autodescubrimiento y poner en marcha las metas trazadas.

3.- Cuídate

Esta palabra abarca no solo nuestra seguridad sino cuidar nuestro bienestar físico, emocional y espiritual, adoptando estilos de vida saludables como ejercitarnos, cuidar nuestra alimentación, priorizar momentos de meditación y emocionalmente alejarnos de personas y situaciones que nos roban energías.

4.- Consientéte

Pregúntate a ti misma cuáles son tus hobbies si te gusta pintar, escribir, cantar etc. vuelve a ello y conquístate  elevando tu vibración con las actividades que más te gusten, regálate ese vestido que tanto te gusto en el centro comercial, mira esa película que tanto te da curiosidad, convierte el tiempo de soledad en oportunidades para reencontrarte, tambien regálate momentos para compartir con las personas que más quieres.

Esta rutina de disfrutarnos a nosotros mismos y de los demás nos sincroniza a vivir del tiempo presente saliéndonos del piloto automático en la que los deberes diarios nos mantiene, priorizar estos momentos nos enseña a ser agradecidos con cada minuto de nuestra existencia y con el valor de cada persona en nuestras vidas.

5.- Establece metas

En tu camino de autoconocimiento descubrirás herramientas y la motivación necesaria para hacer realidad tus metas porque ya reconoces el valor de lo que quieres. Empieza por escribirlas e identifica el propósito de cada una de ellas para clasificarlas a corto, mediano y largo plazo. Practica tácticas eficaces y registra todo tu progreso, sobretodo felicítate a ti misma por cada logro alcanzado.

Autora: Stefanny Gúzman

Estudiante del Grado de Psicología

Universidad de Barranquilla, Colombia

 

 

 

 

 

 

About the author: coffeewoman

Leave a Reply

Your email address will not be published.